Seleccionar página
Shares

¿De dónde viene la palabra Mindfulness?

Mindfulness es una palabra inglesa cuya traducción más exacta al castellano sería “Atención plena”.

Germer, Siegel y Fulton (2013) afirman “la palabra Mindfulness es la traducción al inglés de la palabra pali sati. El pali fue la lengua de la psicología budista hace dos mil quinientos años, y Mindfulness es la enseñanza básica de esta tradición. Sati connota percatarnos, prestar atención y recordar

Sati/Mindfulness sería uno de los pilares de la meditación en la tradición budista.

Para entender un poco mejor el concepto, tendremos que retrotraernos 2.500 años atrás y recordar la figura de Siddhartha Gautama, es decir, el Buda histórico.

Alguien me definió una vez a Buda como el primer psicólogo de la historia, quizás es una definición un tanto simple y  discutible, pero tiene un porqué. Buda hace un diagnóstico del malestar psicológico humano, el sufrimiento, y lo hace a través de las 4 nobles verdades:

  • La vida es sufrimiento
  • El sufrimiento tiene una causa: el deseo
  • El sufrimiento puede cesar si cesa su causa, el deseo
  • La forma de eliminar el deseo es a través del Octuple noble sendero

Buda, no sólo hace un diagnóstico sino que también proporciona un tratamiento: El Octuple noble sendero, que a su vez se divide en 3 categorías.

  • Sabiduría: Recta comprensión y recto pensamiento/intención
  • Ética/Moralidad: Recta atención, recta palabra y recto modo de vida
  • Meditación: Recto esfuerzo, Recta concentración y recta atención (sati/mindfulness)

 

En uno de los discursos más significativos de Buda el “Satipatthana Sutta” traducido como “discurso del despertar de la conciencia plena” se establecen los cuatro fundamentos del Mindfulness:

  • Contemplación del cuerpo
  • Contemplación de las sensaciones
  • Contemplación de la mente
  • Contemplación de los objetos de la mente

 

Sin embargo, para Buda la meditación aún siendo uno de los principales pilares para la liberación del sufrimiento, no es la única tarea que hay que hacer, es un tercio de las tareas. Y a su vez, sati/mindfulness representa la octava parte del Octuple sendero. Es decir, Buda nos dice que practicar Sati es muy importante pero que liberarse del sufrimiento es algo más complejo que sentarse a meditar.

 

Ya pero entonces ¿Qué es exactamente Mindfulness?

Hay tantas definiciones de Mindfulness como autores, aquí expongo las dos que más me gustan.

Para Bishop et al (2004) Mindfulness se puede conceptualizar como un proceso de conciencia investigativa que implica observar el flujo siempre cambiante de la experiencia cognitiva personal, con aceptación y sin juicio.

Para Germer (2011) la atención plena es consciencia momento a momento. Sería prestar atención a la corriente de nuestras percepciones y no a nuestra interpretación de ellas.

Sin embargo, si tenemos que hacer una definición un poco más operativa de la práctica de Mindfulness, deberíamos acudir al significado primario de la palabra sati que es recordar

¿Y qué es lo que hay que recordar? En lo referente a la práctica meditativa, debemos recordar mantener la atención en el objeto de meditación (por ejemplo: la respiración) y volver a ella cuando nos distraigamos.

Partiendo de este concepto podríamos definir la práctica de Mindfulness como: la intención de poner tu atención en la observación de los procesos y fenómenos que se producen en la consciencia, recordando volver al ancla atencional (por ejemplo: la respiración) cuando nos distraigamos.

 

¿Cómo ha llegado Mindfulness a estar tan de moda?

En realidad, gran parte del boom del Mindfulness se lo debemos a una persona: Jon Kabat Zinn.

Kabat Zinn, doctor en biología molecular, creó en 1979 el programa MBSR en el centro médico de la universidad de Massachusets.

Kabat Zinn era practicante de meditación y se propuso investigar los efectos beneficiosos de dicha práctica. Con este propósito nació el MBSR, un programa de 8 semanas de duración, en el que se combinan prácticas meditativas con ejercicios de auto-registro (en la más pura tradición cognitivo-conductual) para realizar en casa.

En definitiva, sintetizando bastante, podríamos decir que Kabat Zinn adaptó a un contexto occidental, algunas prácticas meditativas milenarias, dotándolas de una metodología que permitiera medir su eficacia y sus beneficios a nivel terapéutico.

 

Beneficios del Mindfulness

El interés social y la relevancia e importancia de esta disciplina en la comunidad científica a lo largo de la última década es algo que queda plasmado en los más de 4.000 estudios científicos publicados hasta el año 2016.

Algunos de los efectos positivos evidenciados con la práctica de Mindfulness son:

  • Mayor cantidad de cogniciones/pensamientos positivos (Garland et al, 2015)
  • Mayor cantidad de emociones positivas (Geschwind et al., 2011; Nyklícek y Kuijpers, 2008; Orzech et al., 2009; Peeters et al., 2011)
  • Mejora la regulación del estrés (Garland et al, 2011)
  • Mejora  del  sistema  inmunológico  (Davidson  y cols., 2003)
  • Mejora de la capacidad creativa ((Mooneyham y Schooler, 2013).

 

En próximos artículos iremos profundizando en esta práctica cuyos efectos positivos, parecen estar cada vez más evidenciados para la comunidad científica, y que puede sernos de gran ayuda para manejarnos, por ejemplo, en situaciones estresantes.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Scroll Up

Pin It on Pinterest

¿Te parece intersante este contenido?

Ahora puedes compartirlo con tus contactos en tus redes sociales